El cine es un espacio de identificación, de educación, de industria y de arte. Y todo eso, está dentro de este blog.

viernes, 29 de junio de 2012

¿Cuál es tu gracia? Esas increíbles cualidades de los personajes


Para este casual Friday me puse a revisar una peli que me encanta que se llama “Mientras dormías”. En esa peli la protagonista está enamorada platónicamente de un tipo que tiene todos los requisitos que ella imagina tener. Cuando cae en coma hasta descubre que de chico salió en el diario por haber salvado unas ardillas (todo un príncipe azul) pero después resulta que era una fachada y que el tipo era un imbécil. Pero resulta que siempre en las conquistas en la vida real (y exagerado en las películas) los personajes tienen cualidades o habilidades que destacan por sobre el resto. Por ejemplo, si van a bailar hay pocos que no saben bailar. Todos son Fred Astaire en el amor.
La propuesta de hoy es presentarles algunos personajes con esas mega habilidades que te hacen pensar que en el fílmico todos son unos laburantes del amor (y unos genios, claro).
Cómo perder a un hombre en 10 días


En esta peli que es un ritual de las cosas que hacen ambos para enganchar al otro deliberadamente, el hombre físicamente perfecto y con mucho encanto decide invitar a la chica para cocinar una receta y dejarla flotando por las nubes. Todo el escenario preparado: velas, la mesa, el partido en la tele…¡Y el cordero le sale perfecto!
No me olvides

En este caso se trata de un chico que aparentemente perdió a la chica de sus sueños por falta de metas, entonces se inspira en una memoria que tenían juntos y hace una fábrica de copas, jarrones y otras esculturas en vidrio. Pero eso no es todo: no se lo dice directamente para que ella tenga esa intriga. Sabe que le está yendo mejor, sabe que hay algo pero después ¡Zas! Resulta que el tipo es un artista…ANDAAAAAA
Alguien como tú

OK, la peli es pésima, pero amo a Hugh Jackman y en esta peli responde al prototipo del gigoló, que nada parece importarle pero que la deja entrar y…¿Cuál es su gracia? Bueno, además de hacerse el amigo, resulta que es un tipo tan sensible y rudo a la vez que hizo un agujero en la pared…y después ahí le construye la pieza a ella. ¡De pie, damas y caballeros!
Amor a distancia

Resulta que en una lejana ciudad donde la chica no vivía, se encuentra con el chico de sus sueños. ¿Cómo se reconocen? Bueno, resulta que ella tenía el récord máximo de puntos en un videojuego que él amaba…y él era tan nerd de la música como ella de todo lo demás para ganar un juego. Y vivieron felices para siempre…ajam…
PD te amo

Resulta que él tiene toda la onda y que ella no arrancaba mucho. Una noche van al karaoke, él copado, ella quería matarse. En una apuesta, él la hace subir…hasta ahí vamos bien. Ahora que una tipa con tan poca onda, tan estirada y que es tan tímida termine no sólo cantando genial, sino poniéndose híper sexy y demás, es como mucho. Menos mal que después en la escena se cae y se rompe la nariz porque ya era el colmo.
500 días con ella

Un chico conoce a una chica pero no es una historia de amor. Tampoco es una historia de que él tenía que ser perfecto, de hecho era bastante loser. Entonces, ¿Por qué decide dibujar un perfil urbano perfecto en el brazo de ella?
¿Qué piensan de todas estas cualidades increíbles? ¿Alguna que aportar?  

jueves, 28 de junio de 2012

Duplas inolvidables actor - director: Entrega VIII: Dario Argento y Daria Nicolodi (*Por Fernando Sandro. Entrega 2/2)


Como lo prometido es deuda, acá va la segunda parte del informe de Fernando Sandro de Dario y Daria. 
No olviden dejarles sus comentarios.   


Phenomena



Esta película de 1985 representa, por un lado, el comienzo de la llamada “nueva etapa en el estilo de dirección de Dario Argento” dejando de lado los elementos más clásicos del giallo (aunque algo perdura y lo hace distintivo), y por otro lado, la última participación de la pareja como... precisamente, pareja.

En una truculenta historia de terror, Jennifer (Jennifer Conelly en su etapa Laberinto) ingresa a una academia de señoritas en los Alpes suizos, al mismo momento en que por la zona están ocurriendo distintos asesinatos de jovencitas cometidos por un psicópata necrófilo. La cuestión es que Jennifer posee poderes sobrenaturales, como la comunicación sensorial con los insectos... si, leyeron bien, se comunica con los mosquitos.

Hablar de Fraü Breckner, el personaje de Nicolodi resulta realmente complicado sin adelantar nada de la trama, solo diré que pertenece a “los malos” (algo evidente desde el principio) y que es, para mi, el mejor rol de la actriz por varias cuestiones que saltan a la vista al ver el film. Eso sí, acá sí consiguió un protagónico importante.

Phenomena fue una película muy polémica en su momento, co-producida por EE.UU., llego a ese país totalmente mutilada y con otro nombre (Creepers), y su copia original se mantuvo extraviada hasta comienzos del nuevo siglo. Si bien se consideró oportunamente como una traición en la metodología del  director (puede parecer, sobre todo si se la ve censurada, una de terror más), con el tiempo, y la versión completa, se convirtió en un film de culto altamente respetado.


Terror en la Ópera


En el ’87 Nicolodi vuelve a aparecer en otro film de Dario Argento, uno realmente muy discutido.

En Terror en la Ópera (conocido también como Ópera tal cual el original), Cristina Marsillach interpreta a una joven lírica que encuentra su gran oportunidad cuando una diva es atropellada quebrándose una pierna (en un rol que originalmente iba a ser de Vanessa Redgrave y después se convirtió en una visión en primera persona sin vérsele el rostro). Muy pronto una serie de asesinatos empiezan a rodear los ámbitos de la joven, y todos, todos, son sospechosos.

Si bien por la trama pareciera un giallo hecho y derecho, Argento se decidió por alejarse bastante de los convencionalismos del mismo, logrando una atmósfera extraña, asfixiante, totalmente alejada del estilo pop característico.

Daria Nicolodi encarna el rol de agente de Betty (Marsillach), un rol maternal, posible sospechosa y posible víctima. Un rol secundario en cuanto a presencia pero importante en cuanto a la trama. Igualmente, Nicolodi lo interpreta de manera bastante ajena.

Terror en la Ópera es un film odiado por varios que lo consideran puramente aburrido (cosa que la trama policial ayuda bastante a sostener), y adorado por otros que lo consideran su último gran film (sobre todo estéticamente). En mi opinión, ni uno, ni lo otro, un film regular (no como calificación sino en su medianía), al riesgo de intrascendente, si bien no es un mal film y resulta entretenido, no es ni por lejos de los que más reveo de Argento.


La madre de las lágrimas


La última participación en conjunto de los Dario/Daria es sin dudas, el más flojo de todos los films reseñados acá.

Asia Argento interpreta a Sarah, una estudiante de arte que investigando una urna con cenizas despierta a la bruja del título llevando a una ola de asesinatos y a una convención de brujas desde todo el mundo.

Daria Nicolodi tiene, otra vez, un rol pequeño en presencia pero importante en la historia, es Elisa, la madre de Sarah, una bruja blanca que combatió a la Matre Suspiriorum en el pasado, papel ta lvez relacionado con la Condesa Elise de Inferno.

La culminación de la trilogía de las madres fue un proyecto largamente pospuesto, con varios cambios en el medio (hasta Nicolodi llegó a escribir un guión luego de Inferno que no se utilizó posteriormente), y como casi siempre sucede con los proyectos muy esperados y muy complicados, los resultados dejaron satisfechos a muy pocos. Del clima del giallo ya no queda nada, el suspenso se diluye bastante rápido, el gore ya no es tan fuerte como antes, y encima 
Asia Argento parece estar a años luz de aquellos íconos del género como lo fue su madre. Una película que sin llegar a ser mala, comete el peor de los pecados, ser netamente olvidable.
Dario y Asia, la hija de ambos

Daria Nicolodi es un vivo ejemplo de que no se necesita de grandes participaciones para dejar una huella en el mundo del cine. Con sus papeles secundarios, y la ayuda de un gran director como Dario Argento (quien no solo la dirigió sino que produjo varios films protagonizados por ella) fue dejando una marca y se convirtió en toda una diva... por lo menos para los que amamos ese sub-género llamado giallo.





miércoles, 27 de junio de 2012

Los Verdaderos Camaleones: Woody Harrelson



Oriundo de Texas, este excéntrico actor ha trabajado casi en 80 proyectos. Su paso en los 80s por la serie “Cheers” dejó una marca en nuestra memoria y de ahí no ha parado de trabajar. Sé que las generaciones mayores no lo tienen en alta estima, pero mi generación ve en él ese hombre que cumple siempre, que siempre hace reír, que siempre nos resulta el sello de garantía de una buena película. Es más de lo que se puede decir de muchos ¿No?

Su primera película fue en 1986 junto a GoldieHawn. OK, es película de deporte y con final rosa. Realmente mucho no hay para entregar, pero es su apariencia del chico de al lado, mezcla de humor y el encanto de ella lo que hace funcionar a la peli por microsegundos.

En 1992 participaría de la película “Los blancos no saben saltar”. Con ese título y el hecho de que es sobre deportes, bueno, claramente no encabeza mi lista de mejores películas. Billy es el personaje de Harrelson, un hombre en pareja con una mujer afroamericana y que quiere encajar en el barrio jugando al básket (claro que lo hace muy bien). La comedia peca de liviana y la verdad es que no tiene mucho sentido, pero es un clásico de la TV y no podía no ponerla.

1993 fue el año de Propuesta Indecente, que se convirtió en un clásico sin demasiada razón, pero así fue. Siendo tan floja como es, logró quedar como un hito de la película romántica. Woody interpreta a David, quien está enamorado de Diana desde el día que la conoció. Sus sueños los han llevado hasta Las Vegas en un intento desesperado por salvar un terreno que sería la casa de sus sueños, pero en eso la vende a ella por una noche por un millón de dólares. Aquí vemos cómo Romeo se eleva por amor y cae por los celos para volver sobre sus pasos en su intento por recuperarla. No es mi rol favorito ni de Woody ni de Robert Redford, pero los clásicos tienen esos de intocables…

En 1994 llegaba una peli de culto de los 90s. Asesinos por Naturaleza es una maravilla del cine de los 90s. Realmente no puedo decir que le falte o sobre algo porque es mágica. Woody hace de Mickey, un asesino serial que junto con su novia, Mallory, asesinan sin demasiada razón más que una búsqueda de sentido a sus vidas y adquieren fama y relevancia gracias a los medios. Me encanta cómo tiene esos momentos de activista casi al raparse la cabeza, cómo sueña y se descoloca y, sobre todo, cómo puede hacer funcionar el ambiente romántico y el hecho de sentir que aquello que los une es tan pesado como la sangre. Brillante.

En 1995 vuelve a trabajar con Wesley Snipes en “Asalto al tren del dinero”. Interpretan a dos amigos que tienen un lazo muy poderoso pero Charlie (Harrelson) es mucho más errático y descontrolado que el otro, por lo cual hay una serie de problemas de dinero, mafias y un tren mágico lleno de plata que puede ser la solución a todos los problemas.

Al año siguiente co protagonizó “Vaya para de idiotas”. Honestamente, es el humor liviano y escatológico americano que no logra sacarme una mueca. En fin, interpreta a Roy, un chico básico a más no poder que hasta intenta no pagar el alquiler pagándole a un amigo para que robe a la dueña y él salvarla justo. El tema es que no calculó que estaría bueno no arreglar cuentas con el amigo en el depto…. Cosas así.

Ese mismo año fue cuando protagonizó “El escándalo de Larry Flynt”. Basada en la vida del creador de Hustler, nos entrega a un tipo con serios problemas de adaptación y con una inclinación hacia el escándalo que es hipnotizante (sobre todo en su pareja con Courtney Love que está divina). Fue su primera nominación al Óscar como mejor actor y bien merecida: nos da a un tipo siempre en el límite y cuando toca fondo lo hace dentro de cuatro paredes. Impresionante construcción y el uso del derecho hasta un límite. Gran película.

Un año más tarde, en 1997 protagonizaría con Marisa Tomei “Welcome to Sarajevo”. Amo el cine bélico y entonces me encuentro con este drama facilón…la verdad, es que fue una decepción. Tampoco es que los nombres que dije sean protagonistas, porque se supone que el protagonista es la guerra pero más que una verdadera crítica a la postura de las potencias, vemos a situaciones casi chiclés, con imágenes de archivo que se mezclan con las verdaderas y el uso de música muy conocida. Como si nunca lo hubiéramos visto antes. Es una peli que cumple pero nunca va a estar a la altura de las grandes películas bélicas.

En 1998 participó en un gran film. “La delgada línea roja” muestra esa cara de la guerra en cine que no estamos acostumbrados a ver. Acá hay soldados que se mueren de miedo todo el tiempo y que no está relacionado con el heroísmo: hay gente que se compró la idea romántica de la guerra pero que no puede mantenerla por mucho tiempo una vez que está ahí. Harrelson cumple, como todo el elenco que sabe ser funcional al relato, pero nadie se luce tanto como Mallick. No soy una gran fan de él, pero ésta es una gran película.

En el 2003 tuvo un papel secundario en “Locos de Ira” en el que interpreta al travesti Galaxia que pone un poco incómodo al protagonista pero resulta que después es un guardia de seguridad de lo más rudo. Unos cuantos gags que funcionan bien y esa apariencia de loco que termina de dar el toque.

Dos años más tarde llegaba En tierra de hombres, con Charlize Theron. Bueno, a mí la película me pareció bastante floja y muy predecible. Pero hay que reconocer que los mundos opuestos se presentan muy bien. Harrelson cumple este rol del león bien macho y cómo este mundo debajo de la tierra va cobrando forma. La verdad, es que es un culebrón de las tres de la tarde, igual.

En el 2005 participa en “La Ganadora”. Acá se muestra el esplendor del machismo en los años 50s y cómo una mujer teje su mundo de fantasías en orden de que siga vivo. Su marido, un malhechor que es mezquino y castrador termina siendo Kelly, nuestro actor en cuestión. Es espectacular lo que hizo con el papel, ya que lejos de presentarnos un tipo simplón, vemos mucho más que eso. Vemos a un ser con alma, corazón y una mente de determinadas proporciones para entender ciertas cosas. Muy buenos ambos: Julianne Moore también cumple con creces.

En el 2006 aparece en la divertida “Noches Mágicas de Radio”. Acá comparte cartel con muchas otras estrellas y hace de Dusty, un vaquero entrañable en esta mística de la radio en la que se tocaba en vivo. Mucho del funcionamiento, mucho del glamour y de cómo el rating siempre tira. Entretenida y llena de country.

Ese mismo año participa en A Scanner Darkly, compartiendo de nuevo pantalla con Robert Downey Junior. La propuesta estética ya es mucho: film mezcla animación que mantiene la anatomía de los personajes, mezclado con halos de misterio y unos cuantos toques de ciencia ficción que merecen la pena verla. No les quiero contar nada. Mírenla y después me dicen.

El 2007 lo llevaría al lejano oeste de los Coen y es que como el cazador de recompensas en “Sin lugar para los débiles” está genial. Me lo acuerdo hablando con Brolin en el hospital con las flores, buscando una razón para protegerlo y me doy cuenta de que es una de las construcciones que más me han gustado del film.

En el 2009 llega para hacernos morir de risa en Zombieland. No, es que la película es lo más geek del mundo, de esas que te parece pava al principio, hasta que te empezás a relajar y ves la genialidad. Acá, es un cowboy que poco tiene de caballerezco, parece una bomba de tiempo constante en la que no se sabe con qué va a salir y que está en constante búsqueda de su dulce favorito. Honestamente, me saco el sombrero.

En Los Juegos del Hambre del 2012 interpreta a Haymitch, quien en el libro es un torturado que “se esconde en el fondo de una botella”. A medida que avanza el relato, se van conociendo más aspectos de él, pero no son todos develados. Me gusta eso extremo, un poco decadente que presenta. Es la razón por la cual tuve ganas de verla: para ver qué hacía con ese personaje.

Claro que Woody tiene muchos más films de los que puse, es imposible ponerlos todos, pero creo que puse los que para mí han sido los más importantes. Queda mucho más por ver…

martes, 26 de junio de 2012

Personas que se han ganado una biopic

Mientras pensaba en el post de hoy empecé a chusmear de esos proyectos que no escucho hace tiempo, para saber si siguen filmando, si siguen en camino, etc. De los estrenos que se esperan para este año, o principios del que viene, Lincoln, por ejemplo, encabeza la lista. Las biopics tienen eso de que la gente piensa que está viendo lo que “realmente pasó”, cuando es una ficción armada, pero considerando que hay algunos que han tenido una vida de novela, se me ocurrió que a las que vienen de Steve Jobs, Elton John y Elizabeth Taylor, podemos sumar a seis nombres que se merecen tener su propio film.

Julio Verne


Más de 150 títulos que han sido adaptados de sus obras y el genio de esa fantasía y ciencia ficción nunca tuvo una biopic. ¡Qué genial ver el mundo que construye mientras escribe! ¡Qué genial ser parte de un eterno soñador, creador y científico! ¿Dónde está su biopic?

Walt Disney


Toda la industria del entretenimiento cambió cuando él llegó. Todo tuvo otro color y forma cuando empezó a pensar en el negocio de pasar del corto animado al largometraje animado con la tecnología del Technicollor. El hombre creó su propio mundo y lo habitó y nuestro mundo cambió por completo cuando colisionó contra el suyo.

Orson Welles



Tanta polémica en un solo ser. Su capacidad de revolucionar el cine con un falso biopic monumental como “Ciudadano Kane”, las veces que intentaron que no la estrene, cuando se atrevió a teñir a Rita Hayworth de rubia, el inolvidable plano secuencia de Sed de Mal y tantas otras cosas que este hombre no puede no tener su representación en pantalla.

Lady Di


Una figura tan despampanante que no alcanzaría una vida para que ella fuera la mitad de lo que se pensaba que era. Es por eso que esta película puede ser maravillosa: su soledad, sus romances, su fragilidad, sus desórdenes alimenticios, sus buenas acciones, su gusto por la moda, su importancia en la representación social y el hecho de que todo el mundo lloró su muerte. Esto es mucha cinta para cortar.

Karl Marx


No sé si sabían, pero él escribió un librito que se llama “El Capital” que es como que revolucionó el mundo. ¿Sabían? ¿Y por qué no tiene peli? ¿No es como un momento social interesantísimo para retratar?

Carlos Gardel


Tanto que exportamos su música, su estilo de baile (convertido al ball room) y a ningún argentino se le ocurrió mostrar lo que significó y lo que era en ese determinado momento en Buenos Aires. Cómo se proyectó un país, cómo se vivió su música y a lo que ha llegado hoy.
Da para sets en San Telmo, da para escuchar “Mi Buenos Aires Querido” y despedirse desde el Abasto…hay que pensarlo.

¿Qué otros personajes creen que se merecen una biopic? Estaba a punto de sugerir a Michael Jackson pero nadie nunca se va a poner de acuerdo sobre cómo verlo…¿Qué piensan?



lunes, 25 de junio de 2012

Spotlight on: Todos tenemos un plan


Cuando leí que Viggo Mortensen iba a participar en una película argentina no pude menos que alegrarme de que no se olvide de los años que ha vivido acá. Se ha convertido en un actor de peso internacional, alejándose de esas críticas que decían que no era más que Aragorn de El Señor de los Anillos y nos ha entregado papeles consistentes y memorables películas.

Soledad Villamil es una de mis favoritas. No puedo evitar sonreír cuando me acuerdo de su Laura de “El mismo amor, la misma lluvia” en esa combinación de la mujer que no es perfecta físicamente pero que tiene un carisma y una dulzura que van muy bien para los papeles que hace.


Cuenta la leyenda que Ana Piterbarg (directora de contenidos para TV. Ésta es su ópera prima) hizo la adaptación del cuento en el que se basa este guión y empezó a perseguir a Mortensen para que aceptara. Cuando él firmó, todo lo demás fue fluyendo.

La película es una coproducción argentino-española y es la más cara en la historia de nuestro cine nacional.

Con claros tintes de thriller policial con mezcla de psicológico nos presenta la historia de dos hermanos gemelos, Pedro y Agustín, que han estado separados por muchos años. Agustín es médico y está lleno de tedio de su vida en la que está casado y tiene un hijo. Cuando Pedro aparece, se le presenta la posibilidad de “reemplazarlo” cuando muere para empezar de cero en la isla del Tigre, donde crecieron ambos.


Claramente Pedrito no era un nene de pecho y veremos cómo la telaraña que tejió atrapa a Agustín.

Tiene como fecha de estreno este Agosto e implica volver a poner al cine nacional en boca de todo el mundo. Es una gran oportunidad para demostrar la calidad de lo que se produce en estas tierras, para que vean que El Secreto de sus Ojos no fue algo fortuito si no que es el resultado de muchos años de trabajo.

Festejo la participación de Mortensen y de Villamil por sus talentos y el trailer de abajo termina de demostrar que las expectativas están bien fundadas.

viernes, 22 de junio de 2012

Otros castings que no fueron

El viernes de la semana pasada subí un post de los castings que iban a ser originalmente. Muchos de ellos no parecían funcionar porque los films quedaron ya clavados en nuestra memoria con esas caras y porque terminaron siendo mejores. Hoy voy a hablar de esos que hubieran sido superiores a los que quedaron en los papeles.

Christian Bale en Titanic


No tengo nada contra Leonardo, de hecho me parece un buen actor, pero creo que en esta película él explotó mucho la faceta de galán y no la de actor dramático que me parece Bale hace genial. Jack pudo haber sido más atrevido, más desafiante, mucho más intenso...de paso alguien le hubiera hecho un contra punto a Winslet en pantalla...

Vin Diesel como Daredevil


El papel se le fue porque quiso hacer de Riddick mientras esta producción se atrasaba todo el tiempo. Pero ya es hora de que este tipo se ponga un traje de superhéroe. Total, peor que a Affleck no le va a salir hacerse el ciego y es infinitamente más ágil para las peleas coreografiadas.

Leonardo DiCaprio como Anakin 


¿Ven? Acá iba a ir bien Leonardo. Ya se había terminado ese momento en el que sólo parecía una cara bonita y entregaba algo más. Hayden me ha gustado más o menos en otras cosas, pero en Star Wars poco y nada. La historia es tan buena que por momentos te olvidás que el personaje principal tiene cero expresión, pero ¿Se imaginan lo que hubiera sido si junto a Ewan estaba Leonardo? Sí, hubiera funcionado muy bien.

Marlon Brando como Jim Stark


Brando audicionó para "Rebelde sin causa". El rol, claro, fue para James Dean pero nunca dejó de asombrarme que lo eligieran por sobre a Brando. Estamos de acuerdo que Dean era muy atractivo, pero pocos más atractivos que Brando, quien además me parece el doble de actor.
Creo que le hubiera dado una intensidad impresionantes y que el triángulo estaría mucho más explotado...pero esa soy yo.

Katharine Hepbrun como Scarlett O´Hara


Acá se me arma, pero voy a decirlo: Vivien Leigh no me parece buena. Siempre la vi extremadamente sobreactuada, exagerando con esas cejas...Katharine, en cambio, no tenía que hacerse la mujer fuerte, lo era. Entraba en cuadro y no mirabas a nadie más. 
Scarlett pudo pasar de ser la infantil Leigh a ser la mujer aguerrida e indomable de Hepbrun...

¿Ustedes qué piensan de estos cambios? ¿Conocen otros casos en los que el casting descartado funcionaba mejor?


jueves, 21 de junio de 2012

Duplas Inolvidables actor - director. Entrega VIII: Dario Argento y Daria Nicolodi (*Por Fernando Sandro. Entrega 1/2)

Fernando y yo tenemos una dinámica muy divertida: yo posteo, él me lee y mediante tweets, completa el post. Eso significa que me dice lo que le parece, cuando está de acuerdo o no, discutimos y nos vamos por las ramas. Siempre digo que mi blog es muy mío y yo no intento ser objetiva ni hacerles creer que lo soy: es mi punto de vista.

Después de tantas charlas en 140 caracteres, le ofrecí este espacio (que llenará hoy y el jueves que viene con la segunda parte) porque lo mejor de esto siempre se da cuando se combinan miradas.




Posiblemente todos sepan quién es Dario Argento en el “mundo del cine”, para quienes no lo conozcan es el director que, si bien no creó al giallo, lo hizo popular alrededor del mundo traspasando la barrera de su Italia natal, listo.

Por su parte, Daria Nicolodi se convirtió rápidamente en la musa destacable del giallo,  mezcla de policial, suspenso, terror y bastante de psicodelia pop; protagonizando, y más que nada secundando varios de los títulos más recordados de este sub-género.

Y sí, ambos dos formaron una de las (para mí) más queribles duplas del cine, por lo menos fuera de Hollywood. Dupla que, para los interesados en cuestiones del corazón, traspasó la cuestión artística formado una pareja que dio a luz (además de grandes películas, je) a la ¿belleza? europea Asia Argento, nueva musa de papá y también novel directora.


Rojo Profundo

La primera participación conjunta fue en este giallo hecho y derecho, título clave del sub-género, uno de los más recordados y más logrados.

Un pianista (David Hemmings) es testigo de la muerte de una psíquica en plena sesión de espiritismo durante una conferencia, a partir de ahí comenzará la investigación del crimen que desatará varias muertes seguidas, desencadenando un peligro de vida para todos los personajes.

Está bien, Marcus (Hemmings) es el protagonista, el que lleva adelante la investigación; pero yo me quedo con el personaje de Daria Nicolodi, Gianna, típica periodista metiche que ayudará al protagonista en la investigación... y protagonista de las mejores escenas de la película. Tan solo escuchar su nombre susurrado por el asesino escondido en alguna parte hace que se te hiele la sangre, "¡Gianna!"

Igual todo, todo parece perfecto en la película, los encuadres (la primera escena ya es inolvidable con un crimen fuera de cámara y la sola muestra de unos pies con sandalias y medias tres cuarto), los juegos de luces y sombras, las actuaciones totalmente exageradas, y algo fundamental: la música de Giorgio Gaslini y Goblin, banda que compuso gran parte de las partituras de las películas de Argento, y del giallo en general.

Sin dudas, Rojo profundo es una de las grandes películas de terror de los ’70, y la participación de Daria es fundamental en ella.

Suspiria

Dos años después de Rojo Profundo, en 1977, Dario y Daria vuelven a unirse en un film, pero esta vez la unión no fue tanto entre director y actriz como entre director/autor y Co-autora.

Suspiria comienza la llamada “trilogía de las madres” formada por tres films del director sobre madres/brujas. Acá la protagonista es Suzy (la insoportable Jessica Harper) una bailarina que llega a una academia de ballet realmente muy extraña; la primera muerte será la de una ex alumna, pero ese es solo el comienzo. Pronto Suzy se percatará de la historia antigua de la academia en la que está involucrada la brujería, la magia negra, y la presencia de La Reina Negra, la primera de las madres.

Acá Nicolodi hace una pequeña aparición (ni siquiera figura en los créditos) como una mujer que se cruza la protagonista en el aeropuerto. Su participación fundamental está en la historia. Daria participó en la escritura e inspiró a su pareja en la confección del guión. Se supone que la historia de Suspiria está relacionada con unos hechos que vivió su madre criada en un internado relacionado con una secta, vaya uno a saber.

Si bien Suspiria no es el típico giallo, y es más bien una típica de terror tano, tiene varios de sus elementos característicos, sobre todo esa conjunción de elementos posmodernos, los colores chirriantes, los encuadres extraños, y la música estridente. Giallo o terror, otro clásico de clásicos, peliculón.

En 2013 está planeada una remake hollywoodense, esperemos (casi diríamos en vano) que no la arruinen.


Inferno

En 1980 llega la segunda entrega de la trilogía de las madres de Argento, y si bien Daria Nicolodi ya no interviene en el guión, ahora tiene un rol importante, aunque secundario.

La película empieza con una poetiza (Irene Miracle) que encuentra un libro sobre un alquimista que investiga la existencia de las tres madres, brujas que gobiernan el mundo de las tinieblas; pero la poetiza pagará caro el dejar de escribir versos, metiéndose en donde no debe, es brutalmente asesinada. A su casa llega el hermano (Mark Elliot) en busca de respuestas.

Daria es la Condesa Elise Van Adler, una mujer algo desequilibrada y misteriosa (como todos los que viven en ese edificio) que vive en el mismo complejo de la poetisa, por lo tanto, una posible víctima del asesino. Si bien su participación no es mayoritaria, la presencia de la actriz hace notable al personaje, otra vez, uno de mis preferidos.

Inferno es la película más emblemática de la trilogía, aunque no llega a ser un clásico indiscutible como Suspiria. Un film críptico, de una atmósfera extraña, otra vez sin ser un giallo completamente definido tiene todos los elementos característicos. Tal vez un clásico menor.


Tenebre (A.K.A. Tinieblas)

Dos años después, la pareja vuelve de lleno al giallo con esta película que, sin embargo, es considerada una obra menor en la historia del sub-género y en la filmografía del director.

Acá un escritor (Anthony Franciosa, en una actuación francamente horrible) viaja a Roma en plan de promocionar la novela policial que acaba de escribir, con su llegada comienzan una serie de crímenes relacionados directamente con la novela, y todo indica que el autor es un admirador que confunde la realidad con la ficción que puede poner en riesgo la vida del escritor.

Nicolodi es la secretaria del escritor, un papel que parece menor pero que va cobrando peso con el correr de la historia hasta ser casi un protagónico, y otra vez protagoniza varias escenas memorables. Eso si, a diferencia de las películas anteriores, en esta Anne, la secretaria, es francamente insufrible, de esos personajes que le deseamos una muerte pronta.

Un guión un poco más previsible, actuaciones sinceramente risibles (que incluyen la presencia de John “papá de Nancy” Saxon), y cierto clima de repetición no llegan a opacar del todo la buena labor del director que vuelve a conjugar los elementos típicos del giallo en una historia que lo merecía. Merecería una revisión.
  
No se olviden que la otra parte de la entrega, llega el jueves que viene. No se olviden de dejar sus comentarios para Fernando y gracias de nuevo a él por escribir este post.


martes, 19 de junio de 2012

Canciones de muerte/moribundos

Como ya saben los que me leen seguido, amo los musicales. La verdad es que me encanta el despliegue y el dramatismo que pueden transmitir. Así como en la ópera, la canción adquiere un peso monumental para expresar no sólo la emoción si no la psiquis de la persona.

Se me ocurrió hacer este post después de mostrar el final de "Sin aliento" en una clase y después de que varios se rieran de la superficie que corrió con un tiro, pensé en las veces que en una ópera pueden cantar un aria entera hasta caerse muertos. O en cómo en las películas se pueden dilatar los tiempos, que el moribundo se quede a la mitad de la frase, que le cierren los ojos y demás. 

Las canciones de muerte o sobre gente que teme morir que más recuerdo son las que vienen. Como para tomar una que en breve estará en cine, partí del trailer de Los Miserables, en donde Fantine canta esta hermosa y dramática canción sobre la muerte de sus sueños.

Los Miserables


Rent (one song glory)


Fue uno de los musicales más rupturistas en mucho tiempo. Si bien empezó siendo una readaptación de La Boheme en la que la tuberculosis se reemplazaba por el SIDA y hay muchos homenajes (como el vals de Mussetta y el solo de Roger en guitarra), este musical logró conquistar por lo que sugiere, por la época que retrata. 

One song glory es cuando Roger nos cuenta su historia. En el teatro Mark, su compañero de cuarto, explica al público que acaba de salir de rehabilitación después de que su novia le dejara una nota antes de suicidarse que decía "Tenemos SIDA". La versión cinematográfica es mucho más light. Pero cómo moviliza este tema. Dejar una canción como legado de vida, para que alguien sepa que ha estado ahí. 

Across the Universe (Strawberry fields)


La representación de este clásico de los Beatles en este musical también es para evocar más de una lágrima. La cantidad de muerte, la cantidad de guerra, se agolpa en la cabeza del espectador y no puede menos que sentir la impotencia de los personajes. El inmigrante ilegal y la activista soñadora llegan a una pared porque saben lo que significan tantos corazones dejando de latir para convertirse en el campo de frutillas.

Y la banda siguió tocando (The last song)


Si bien no es un musical, el dramatismo que agrega es impresionante. Sólo Elton John puede cantar esto así. 


Y la banda siguió tocando denuncia la actitud del gobierno de Reagan que se rehusaba a reconocer al SIDA como una enfermedad y no sólo como "el cáncer gay" o "la fiebre rosa". Las imágenes de manifestaciones reales, de los artistas que pusieron cara a esta enfermedad con sus acciones, los artistas que se han perdido. Ésto es una forma de pedir que la memoria no muera y que aprendamos a hablar de lo incómodo para poder hablar de vida.

Moulin Rouge (Come what may, finale)


Considerando que se toma parte de La Boheme y parte de La Dama de las Camelias, estaba cantado desde el principio que Nicole no iba a vivir. De ahí a que muriera cuando por fin se cumplió su sueño, hay un abismo.

Cada vez que veo esta película pienso lo linda que es ella y lo buen actor que es él, lo que hace una estética brillante y un par de canciones pegadizas. Porque el film no es demasiado bueno, pero todos lo amamos.

Chicago (Cell block tango)


Si bien no tiene la sutileza de la puesta de teatro de Fosse, es realmente espectacular cómo plantearon que estas seis alegres asesinas cuenten qué han hecho sus hombres. Me gusta cómo el sonido es diegético todo el tiempo y la progresión con la que va apareciendo. Cualquiera que esté pensando en un capítulo de Mujeres Asesinas, tiene que ver cómo las van pintando: la femme fatale, la inocente, la que no recuerda por el shock emocional, etc.

lunes, 18 de junio de 2012

Los mejores padres del cine

Este post es casi obligatorio. En conmemoración al día del padre voy a poner a mis padres favoritos del cine con una línea o diálogo que los define. ¿La tarea de ustedes? Decirme los que faltan y si me quieren agregar el diálogo, mucho mejor.

George Banks - El padre de la novia

Sé que es un remake y que Spencer Tracy estaba genial en la anterior, pero esta me resulta muy cercana y la verdad es que Steve Martin me cae genial. Ese momento en el que él la ve bajar con el vestido de novia y se acuerda de cuando era chiquita y todo eso me llena de una emoción enorme.

Línea:
George: - Solía pensar que una boda era algo simple. Un chico conocía a una chica, se enamoraban, él compraba un anillo, ella compraba un vestido y decían “acepto”. Pero estaba equivocado. Eso es casarse. Una boda es completamente diferente. Lo sé. Me ha pasado. No en la mía, en la de mi hija. Annie Banks Mckenzie. Ese es su nombre de casada: Macksensie. Ustedes, los padres, van a entender. Ustedes tienen una hijita. Una adorable nena que los adora y admira en una forma que nunca pudieron imaginar. Recuerdo cómo se sentía su pequeña mano en la mía. Entonces viene un día en el que ella quiere que le perforen las orejas y quiere que la dejes una cuadra antes del cine. Desde ese momento en adelante estás en constante pánico. Te preocupás de que ella conozca al tipo equivocado de chicos, los que quieren sólo una cosa y vos sabés exactamente qué es lo que quieren, porque era lo mismo que vos querías a esa edad. Entonces, te dejás de preocupar porque conozca a los tipos equivocados y te preocupás porque conozca al indicado. Ese es el mayor miedo de todos, porque, ahí la perdés. Fue hace seis mese que pasó acá. Sólo seis meses.

Vitto Corleone – El Padrino

Claro que es un film clásico y tiene algo de inmortal. No importa cuántos años pasen siempre la seguiremos evocando y esa figura que no importa cuántos negocios sucios hizo, siempre será el modelo de amoroso padre que siempre protegía a su familia. Les dio trabajo a todos, nunca hablaba de negocios en la mesa y su mujer era a la que más protegía. No se metió en las drogas porque era un negocio sucio. En fin, un tipo de principios.

Línea:
Vitto: - Ud habla de venganza ¿La venganza va a devolverle su hijo y a mí el mío?

Marlín - Buscando a Nemo

Amo a Pixar y a este padre que se dedica en cuerpo y alma a que su hijo sea feliz. Lo que no se da cuenta es que el chico necesita un poco de agua para sí mismo, para cometer sus errores y tomar sus elecciones. No soy madre, pero asumo que eso debe ser de lo más complicado: ver que se va a lastimar pero tener que dejar que aprenda.

Línea:
Marlín (dentro de la ballena) - ¡Tengo que salir de acá! ¡Tengo que encontrar a mi hijo! ¡Tengo que decirle cuán viejas son las Tortugas de mar!

Edward Bloom - El gran pez

Esta película es una maravilla. Me parece espectacular en toda la idea de la narración de la fábula y en ese momento de tu vida en el que empezás a humanizar a tus padres. Creo que pasás por la etapa de idolatrar, después pasan a ser unos salames que no saben nada y después te das cuenta de que son seres humanos. Han estado equivocados, han tenido razón y han estado con vos por más injusticias que hayas hecho hacia ellos. El diálogo que dejo abajo me parece una reflexión espectacular.

Ed Bloom: - Te vas a llevar una sorpresa
Will: - ¿Ah, sí?
Ed: - Tener un hijo cambia todo. Los eructos, darle de comer a la mitad de la noche y cambiar los pañales.
Will: -¿Vos hiciste algo de eso?
Ed: - No, pero me dicen que es espantoso. Después te pasás años tratando de corromperlo y llevarlo por el mal camino, llenarle la cabeza de idioteces y aún así resulta perfectamente bien.
Will: -¿Creés que estoy listo para eso?
Ed: - Aprendiste del mejor.
Anakin Skywalker - Star Wars

Todos sabemos la historia de este jedi que estaba supuestamente destinado a traer el equilibrio a la Fuerza pero fue seducido por el Lado Oscuro, ocasionando la caída de la Orden Jedi y de la República. Su hijo terminaría su trabajo muchos años después y cuando todos creían que de tanto odio y pasión que pide el Lado Oscuro, no quedaba nada bueno en él, Anakin se sacrifica por su hijo.


Línea, (clásicos si los habrá):
Anakin: - Soy tu padre.

Giuseppe Conlon - En el nombre del Padre


Peliculón. De mis favoritas sin lugar a dudas. Cuando a un chico le cuelgan del cuello todo un caso de terrorismo, su familia cae en la redada. En la ficción para cine comparten celda y él está en esa etapa de negación y que cree que su padre es todo lo que él no puede soportar. Gran padre, gran película, gran mensaje.

Gerry: - Siempre fui malo ¿No?
Giuseppe: No siempre
Gerry: Pero no merezco pasar el resto de mi vida acá ¿O sí?
Giuseppe: - Todo lo que han hecho es bloquear la luz (se apunta a la cabeza). Pero no pueden bloquear la luz de acá.

George Monroe - Construyendo la vida

Me encanta esta película con toda su metáfora. La idea de construir algo para dejar porque sentís que todo es efímero. Una casa se construye con trabajo pero también con la gente que está adentro. Así es como George organiza ese verano con su hijo y con su ex mujer. Hay música, hay cenas, hay romance.

Diálogo:

Sam: - ¿Te estabas muriendo desde el principio?
George: - Todos nos estamos muriendo desde el principio. Yo sólo me moví al principio de la fila.

Nino Beldevere - El hijo de la novia

Esta película tiene esos dejos de nostalgia que siempre me encantan. Ese relato de un hombre que no creyó que la ceremonia era importante para jurarle amor eterno pero cuando se da cuenta de que ella se le está yendo no en cuerpo pero sí en alma, es momento de cumplirle su sueño.

Mientras pasa esto, su hijo no encuentra el eje de su vida. Pero descubre que se puede estar 50 años enamorado…y cómo eso va cambiando todo.

Línea:

Nino: - Este restorán lo empecé con Norma. Yo cocinaba, ella atendía: era una cuestión de dos. Me acuerdo que siempre discutíamos de por qué venía la gente, y ella decía que era por la cocina y yo decía que era por su atención. Es que Norma era una cosa… Ella sí que era la especialidad de la casa, con esa sonrisa que tenía, ¡Ah, qué cartel luminoso! Imaginate, entraba la gente y…¡bum! Se encontraban con esa pintura. Y ahí aparecía la Norma verdadera: más alegre, más luminosa, y claro, el cliente pensaba que había entrado en, qué se yo, en el Paraíso por lo menos. Entonces ella pedía que la siguieran, que los iba a llevar a la mejor mesa. Eso se lo decía a todo el mundo, que los llevaba a la mejor mesa. Y todos se lo creían. Porque si ella te llevaba, era la mejor mesa. Te hacía sentir como si fueras único. Con Francesco nos reíamos porque cada vez que iba a la cocina, todos ¿Eh?, mujeres, niños, hombres, se quedaban como embobados mirándola. No sabían si seguían en la Tierra, si era un fantasma. Tenían miedo de que no volviera. Y ahí los volvía a sorprender: anotando todo ahí, junto a la caja, paradita como por arte de magia. Como un ángel. Mi ángel.

viernes, 15 de junio de 2012

Si los castings hubieran sido los originales

Muchas veces si seguimos el desarrollo de un proyecto vemos como se suben o bajan actores. Después están las miles de anécdotas que circulan y que se terminan convirtiendo en trivia para todos los cinéfilos.
Hoy se me ocurrió hablar de esos que parecían ser los indicados para películas que o son clásicas o han tenido mucha repercusión y los bajaron a último momento.

Sean Connery como Galdalf el gris/el blanco


¿Se imaginan a James Bond en la Tierra Media? No sé si me hubiera disgustado. Creo que tiene la combinación de presencia y de picardía que requiere ese personaje. No puede dejarse de lado que él tiene un lazo con Frodo y tiene que ser lo más parecido a una figura paternal para él. De todas maneras, debo decir que Ian me gusta en ese papel, pero El Señor de los Anillos es tan buena que sólo si cambiás algunos que se han destacado mucho en sus papeles, la historia cambiaría. Gandalf de Ian no es uno de ellos.

Will Smith como Neo


Todos estamos de acuerdo que el sr Smith tiene mucha onda. De ahí a ser El Elegido de la Matrix me parece que hay un abismo. Para este papel iba bien el perfil distante y casi sin gestos de Keanu, casi ni parecía incómodo con esos tapados e inmutable frente a lo que pasaba. Y es que esa es la clave de ese personaje: se adapta muy fácilmente, por ende, no todo es un problema.

Nicholas Cage como Joel Barrish


El Eterno Resplandor de una Mente sin Recuerdos es, lejos, uno de los films más lindos que vi en mi vida. Esa combinación perfecta entre el romance y la ciencia ficción crearon esta obra para mí, impecable.
Jim Carrey es conocido como el tipo de las mil caras pero ha demostrado con creces que no sabe sólo hacer eso. Nicholas Cage era la otra opción para tomar su papel.
No me malinterpreten, no lo considero un mal actor, pero tampoco siento que destaque. Siempre con un conjunto de tics y gestos que intenta ser más profundo de lo que es que me generan ruido. Me gusta en pequeños papeles (con excepciones, claro) por sobre los principales.
Por suerte no quedaste, Nick.

Robert Redford como Michael Corleone


¿No hace falta que explique esto no? Bueno, Coppola había escrito varios guiones que protagonizó él y pareciera que su fe en sus capacidades eran infinitas. Me cae bien Robert pero no, no, no, no, no. Michael tiene que presentar esa dualidad que sólo un actor shakespeareano como Pacino puede lograr.

Tom Hanks como Jerry McGuire


Tanto ésta como Belleza Americana fueron escritas para él. Por suerte él tiene mejor criterio que los guionistas.
Me gusta Tom en comedias, incluso más que en dramas, pero Jerry necesitaba un carisma y una apariencia que Hanks no tiene y en Belleza Americana había una cuestión medio inocente, medio etérea que él tampoco iba a poder terminar de cerrar como sí pudo el inmenso Spacey.

Nicole Kidman como Mrs Smith


¿Brad se hubiera separado de Jen por “la mujer de hielo”? ¿Alguien hubiera visto esa peli si Nicole dejaba el Moulin Rouge por darse patadas con Brad? Estamos de acuerdo que no es un peliculón, pero si hay cosas que no tenían sentido eran esa pareja.

Tom Selleck como Indiana Jones


Esta fue la que más me dolió y eso que Selleck me gusta para el papel. Pero Indy (o Henry) es Harrison. Está tan instalado en mi cabeza que nadie me puede parecer mejor que él para este papel.

¿Hubieran visto estas películas con estos castings? ¿Piensan que hubieran funcionado?
Por sugerencia de mi hermana, el viernes que viene se viene el anti-post de este o sea: las pelis que hubieran funcionado mejor con el casting que descartaron. ¿Se animan?