El cine es un espacio de identificación, de educación, de industria y de arte. Y todo eso, está dentro de este blog.

miércoles, 17 de julio de 2013

Profesiones de cine presenta: Los Abogados

Como siempre, en esta sección hablamos de esas profesiones recurrentes en cine y en cómo se opina de ellas. Si bien no voy a hablar ni de los mejores papeles ni de las mejores películas, voy a intentar establecer como una tipología en la que se presentan. ¿Me acompañan?

Philadelphia


Si bien ideológicamente estoy muy en contra de esta película, nadie puede dudar que se ha convertido en un clásico. Como tal, presenta una tipología de abogados que es casi indudable para el american dream: el que agarra un caso a punto de perder o con todo en contra y lo saca adelante porque es lo justo. Lo mejor de este caso es que él como ser humano no está de acuerdo del todo. Digamos, no es un tipo al que le interese ni la causa gay ni quiere verse involucrado con el SIDA pero la vocación y el deber aparecer para cerrar el trato. El plus es que encima se termina encariñando con su cliente.

En el nombre del Padre


Acá sí tenemos a una abogada idealista por sobre todo porque cree en la inocencia y no puede concebir la injusticia. Conoce lo corrupto del sistema y la necesidad que tenían de encontrar una víctima pero no será a costa de otra vida inocente. Gran peli y gran papel de Emma por más que sí, todos sabemos que es un poco muy hollywoodense.

Testigo de cargo


Lo que se ve en esta película es el abogado apasionado por lo que hace y nadie puede ganarle en su propio juego. Como tal, se siente más incisivo que el resto y sabe que puede cambiar a un jurado por el simple hecho de estar presente. Será él quien pida saber la verdad cuando algo no le sabe real y será él quien cargue con el peso de ella.

Cuestión de honor


El simple hecho de recordar a Jack Nicholson gritando que no podemos manejar la verdad, ya la hace memorable. Si a eso sumamos la idea de la obediencia, del cargo, de la línea de poder y de lo que significa esto en la corte marcial, aplaudimos todos de pie. Nadie es inmune a tanto recurso.

Erin Brocovich


Albert Finney interpreta a este abogado burgués no todo legal, pero no todo corrupto que la respalda cuando ve que tienen un caso realmente armado entre manos y que después intenta delegárselo a otros, para no quedar pegado y para que el resto de los demandantes tengan una mejor chance frente a la multinacional. El tipo escéptico pero que sabe lo que tiene que hacer.

Peli insoportable, pero se presta para la tipología.

El cliente


Peli noventosa a más no poder donde la abogada no sólo está de últimas, sino que se involucra a más no poder con su cliente, creando lazo maternal y todo. Lo mismo que cumple Sarandon en esta peli es lo que hace Pfeiffer en Mi nombre es Sam. Las líneas de lo personal y lo que es el caso en sí, no siempre son tan claras para estas mujeres.

El abogado del Diablo


Muchas veces vemos en las películas americanas esas exposiciones eternas frente al tribunal, como en una forma de teatro (que en Chicago queda bien obvio). Así es como siempre pensé en los abogados porque como casi todos los cinéfilos, yo pienso en cine. Vanidad, se convierte así, en el pecado favorito del Diablo. Todos estamos dispuestos a ceder un poco de nosotros mismos por una palmada en la espalda, por un aplausos que todos estamos seguros de merecer y ese abogado que se presenta ahí toma todas las decisiones equivocadas basándose en esa premisa: que todos merecen un gran público que escuche cómo salva el día.

¿Qué otra tipología de abogados recuerdan?

6 comentarios:

  1. Muy buenos ejemplos!! Agrego (por decir dos)TOM CRUISE en THE FIRM y KEVIN COSTNER en JFK! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me estoy dando cuenta de que eliminé a JFK de mi cerebro...tal vez es momento de reflotarla.

      Un beso grande y gracias por comentar

      Eliminar
  2. Genial la lista.Te agrego un film doloroso Kramer vs Kramer.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es doloroso, pero uno de los mejores guiones para cine que vi en mi vida. No me acuerdo tanto de los abogados, la verdad, sino del conflicto de ellos...

      besito y gracias por comentar!

      Eliminar
  3. Ya que mencionaste Chicago, Richard Gere es el mismísimo cuervo. No le importa quién es la persona que defiende, si es culpable, inocente o la razón por la que hizo lo que hizo, "as long as you have five thousand dollars", va a jugar a su juego de palabras, ganar el caso, dejar libre a la asesina. Si merece estar encerrada o no, no es lo importante si no tenés su plata, como bien deja demostrado con la ucraniana que era inocente. Gana el caso, sigue manteniendo invicto con 0 perdidos y se asegura más futuras clientes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, él no es juez y maneja su circo. Lo que me pasa con esa peli es que siento que le sacaron toda la sutileza del teatro y la puesta de Fosse y la hicieron una cosa tan obvia que pierde la mitad del chiste...

      ¿Si vos vieras el negocio, te importaría tanto? 5000 dólares era mucha plata en ese momento...¿No se pensaría eso? y si estás adentro ¿no vas a querer salir como sea? No justifico, solo planteo la otra cara

      Eliminar