El cine es un espacio de identificación, de educación, de industria y de arte. Y todo eso, está dentro de este blog.

martes, 24 de mayo de 2011

11 películas argentinas para no perderse

Con esto de que el año pasado una película argentina fue galardonada con un Óscar y ayer se anunció que un director de acá también se llevó la Cámara de Oro en Cannes, se me ocurrió remarcar algunas pelis nacionales que vale la pena ver, dejando de lado al “Secreto de sus Ojos” y “La historia oficial” porque ya su fama habla por ellas.

Esperando la Carroza


Recién cuando tuve determinada edad y pude ser testigo de lo que pasa en las familias con los viejos comprendí esta película en todo su humor y despliegue. Es negra como ella sola, una comicidad muy irónica y grandes actuaciones. Imperdible.

Tiempo de Revancha


La metáfora de la dictadura más fuerte que ví y la que más me impactó, mucho más que cualquier escena mil veces más explícita. Cuenta con uno de los mejores actores de la historia del cine nacional y es realmente impecable.

Nueve reinas


Esta peli ya es un clásico y bien merecido. Uno de los mejores Darín que vi en mucho tiempo y la verdad es que lo extraño haciendo comedia. Últimamente parece que siempre es el porteño con crisis de la mediana edad, que fuma como un chivo y no encuentra un norte en su vida. Pero esta comedia tiene picos, un buen final y una excelente y sólida labor del actor y director.

El hijo de la novia


Es una historia tierna, bien contada y sin grandes pretensiones. No son grandes héroes ni grandes pensadores, son hombres de carne y hueso que no pueden resignarse a la idea de abandonar a una madre ni a dejarla ir. Conmovedora al extremo y muy romántica, vale la pena todas las veces.

Cenizas del paraíso


La historia de una familia griega que vive en argentina, de cómo todo puede ser tan frágil a causa de una mujer con pocos códigos. Dos muertes y un juicio que no queda claro es lo que nos queda. Lo único que voy a agregar es que es un placer que después de haberse ido a España, tanto Leonardo Sbaraglia como Cecilia Roth vuelvan a suelo nacional.

Camila


La historia de una joven que se enamora de alguien prohibido y de cómo una sociedad que habla de amor los persigue y condena. A veces, es más sencillo si algunos amores no son correspondidos.

Tiempo de Valientes


Una comedia muy inteligente sobre antihéroes y hombres mal pagos que tienen derecho a portar armas. La verdad, es que la cobardía es un estilo de vida y la valentía lleva a estupideces.

La suerte está echada


Esta película pasó desapercibida pero tiene un relato muy irónico sobre cómo uno debe ser afortunado más que inteligente (idea que después toma Woody Allen en Match Point). Un actor se cruza con un hombre que quiere suicidarse y al intentar ayudarlo, se le “pega” su mala suerte.

Un oso rojo


De esta lista, es definitivamente mi favorita. Con el gran Julio Chávez a la cabeza, el Oso es un hombre que ha estado preso, que quiere recuperara a su familia y que debe resignarse a que un hombre no mucho mejor que él está ocupando su lugar. Un western urbano como pocos y hombre de pocas palabras en pantalla.

La ciénaga


Esta película es compleja y creo que se hace tan grande por el contexto y por cómo esta cuestión estática que vivieron muchas familias de clase media alta post crisis del 2001 se torna real y por ende, angustiante. Es como vivir momificado, sin sentimientos ni posibilidad de reacción. Es como gritar y que no te salga la voz.

Pizza, birra, fasso


Este film tuvo algo de premonitorio dado que es una ficción con un poderoso mensaje sobre la juventud y por lo que estaba atravesando. Los códigos son diferentes y siguen siendo chicos saliendo a la calle para intentar sobrevivir. La dinámica del nombre construye la vida y la calle es el único espacio que les queda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario